Paisajismo en Hoteles

En nuestros blogs anteriores, nos hemos centrado principalmente en el paisajismo para viviendas unifamiliares y, en menor medida, en urbanizaciones, oficinas y restaurantes, pero los hoteles forman otra especialización importante dentro del campo del diseño de jardines que trae consigo un conjunto completamente nuevo de condiciones y requisitos únicos. De hecho, el paisajismo hotelero es fascinante por derecho propio, ya que, si bien se tiende a trabajar a una escala significativamente mayor que en un jardín privado, existen también infinidad de parámetros distintos a seguir. Implica mucho más, ya que el aspecto, la funcionalidad y la naturaleza de un hotel son completamente diferentes. Cuando diseñamos el jardín de una casa privada, conocemos las necesidades del propietario y solo tenemos que complacer a ese cliente. Las áreas ajardinadas de un hotel, por otro lado, serán vistas por muchas mas personas y forma parte integral de la apariencia y el atractivo del lugar. Es importante tener en cuenta que, a diferencia de una casa privada, un hotel es una empresa comercial, por lo que su diseño, apariencia y servicios están diseñados para atraer a las personas. El paisajismo forma una parte imprescindible de esa futura atracción y, por lo tanto, tiene un papel vital que desempeñar, no solo en la primera impresión creada de un resort u hotel, sino también en la configuración de la experiencia del huésped al ayudar a resaltar su arquitectura y servicios. Por esta razón, escuchamos con atención a nuestros clientes, estudiamos el entorno y el terreno, y también consideramos factores como el tamaño, el estilo de diseño y el tipo de hotel. Por ejemplo, ¿es grande o se trata de un boutique hotel? ¿Se encuentra junto a la playa, en el campo o en el centro de la ciudad?

 

paisajismo_la_menara_marbella_hotel_barcelo_3

Estilos de hotel

Los jardines clásicos del hotel cuentan con amplios céspeds con elegantes plantaciones de árboles creando espacios de sombra, macizos de flores y setos que aportarán olor y color al conjunto diseñado. Otros incorporan elementos de agua y áreas zen, especialmente si se encuentran en zonas secas o tienen spas. Estudiamos la arquitectura y el interiorismo, así como el tamaño y la ubicación antes de comenzar con los diseños, para así conseguir unificar los estilos y aunarlos como una única unidad. Además, es importante saber quién se alojará en el hotel: ¿está dirigido a huéspedes más jóvenes o mayores, familias y en qué rango de precios se encuentra? Una vez que tengamos toda esta información en su lugar y se cree una imagen clara del proyecto, su posicionamiento en el mercado y lo que pretende lograr a nivel comercial, comenzamos a reunir los elementos que forman la base para una propuesta de diseño creativo. En esto, siempre buscamos complementar la arquitectura y las comodidades, ya que el paisajismo de un hotel es un elemento importante de valor agregado, tanto visualmente como desde un punto de vista práctico.

 

Póngase en contacto con el equipo de La Menara para obtener más información sobre los diseños de paisajes creados para su hotel.

29 octubre 2019