COLOR Y OLOR

Jardines llenos de fragancias y colores: una experiencia sensorial

Un jardín es mucho más que un espacio verde, un pedacito de naturaleza que forma una extensión de la casa, así como un elemento de transición entre la naturaleza y la zona en la que vivimos. Además de todo esto, incluyendo el hecho de que agregan espacios para vivir, proporcionan zonas privadas al aire libre y oasis llenos de paz y privacidad, un jardín también es una fuente de belleza visual y de inspiración.

Un espacio de diseño, que cuente con un césped limpio y terrazas atractivas son simplemente puntos focales rodeados por un mar de colores, texturas y formas que pueden agregar mucho a una propiedad y a la calidad de vida de las personas que habitan en ella. Además se pueden agregar otros elementos como piscinas, fuentes de agua e iluminación, así como bares junto a la piscina y elementos de fuego. Sin embargo, un diseño que cuente solo con planta tapizante, césped y árboles puede convertirse en un jardín minimalista lleno de espacios para disfrutar.

 

lamenara_gardens_marbella

 

Agrega color y fragancia a tu hogar

Un jardín bien diseñado ofrece muchas formas diferentes de enriquecer el entorno de tu hogar, desde un sinfín de aromas mediterráneos de ejemplares como naranjos y limoneros hasta el olor de las flores de almendros y magnolios. A esto podemos añadir diferentes texturas gracias a las flores de los arbustos, donde los jazmines y las plumerias aportan fragancia y una maravillosa gama de colores.

Producen una rica mezcla de tonos, texturas y formas, trabajando juntos en un efecto idílico que contrasta con el verde de la hierba y el azul del cielo andaluz. En manos de diseñadores con experiencia se puede conseguir un jardín de los sentidos. Las plantas tapizantes y las gramíneas forman el acompañamiento perfecto, creando una fantástica alfombra de color que cubre el estrato bajo.

Es una manera práctica y de diseño de crear un área de jardín de bajo mantenimiento compuesta de hermosos colores y formas llamativas. La lavanda y el romero son una forma mediterránea de lograr este efecto y, además de requerir poca agua y mantenimiento, estas plantas de tonos morados añaden un contrapunto perfecto al césped verde y fresco.

 

Ponte en contacto con el equipo de La Menara para obtener respuestas y consejos sobre todas tus preguntas sobre paisajismo y conseguir así el jardín de tus sueños en Marbella.

OK